RSS

Comiendo en Salamanca

09 Nov

PabloD Gourmet - Salamanca monumentalLa semana pasada me tocó ir a Salamanca, así que aproveché para buscar “lugares con encanto” donde comer, pero que se encontraran lo más cerca de la parte histórica de esta ciudad castellano-leonesa, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1988, para así pasear y visitar tan importante patrimonio arquitectónico entre los que sobresalen dos catedrales, la Plaza Mayor, la Casa de las Conchas, y una variedad de palacios e iglesias a las que no deberías dejar de visitar si vas a esta ciudad Capital Europea de la Cultura en 2002.

Antes de nada, si quieres conocer esta ciudad, te aconsejo que como mínimo dediques un fin de semana, te servirá para una primera toma de contacto y así para una segunda visita tendrás las ideas más claras de sitios que visitar.

Pero como se trata de ir tranquilo y relajado lo suyo es marcarse unos objetivos, así que empecé con los más típicos como son visitar La Catedral, El Huerto de Calixto y Melibea, La Casa Lis, La Plaza Mayor, contar las viñas que hay en la ciudad y buscar la rana la portada de La Universidad y el astronauta de La Catedral, y dejaré para otras ocasiones las visitas menos turísticas.

Pero al margen de la visita turística, el lugar elegido para dormir estos días fue el Hotel Casino del Tormes, un hotel en la ribera del río Tormes, junto al antiguo molino, el puente romano y la ermita de los peregrinos, pero luego hablaré de su restaurante.

Ya que la gastronomía de Salamanca está influenciada por sus embutidos, precedido por el Jamón bellotero de Guijuelo, o “Jamón de Salamanca”, y lo más típico es el hornazo, la chanfaina, el cochinillo al fuego, y entre sus dulces los chochos y el bollo maimón; quería sitios que los sirvieran o presentaran alternativas no tan típicas.

PabloD Gourmet - Doze en Salamanca

Para la primera noche para cenar, la elección fue Doze, un bar-restaurante de cocina moderna y Gin club, relativamente nuevo, en pleno casco antiguo en la C/ Isla de la Rua 3, a medio camino entre La Catedral y La Plaza Mayor.  Con una extensa bodega, tapas, cócteles y cafés, fue la elegida sobre todo por tener una selección de platos mediterráneos elaborados con tintes creativos y sabores nuevos y llamativos.

La elección final fue una variedad de tapas de su carta de “Tapeo Diferente”, con Bolsita de foie, cebolla caramelizada y queso de cabra, Gambas en tempura con salsa atirillaki, Patatas meneadas con torreznos y foie, Ravioli relleno de gamba y vieira con salsa de mostaza a las finas hierbas y Tosta de Micuit y mermelada de violetas, todo ello acompañando de un copa de vino tinto de Ribera del Duero (como servían por copas no me quedé con el nombre del vino, pero si que acompañaba muy bien a las tapas, al ser un vino joven 100% tempranillo de Ribera del Duero).

Al día siguiente, después de un gran desayuno en el Hotel, ya que había buffet libre, tocaba hacer turismo histórico, donde La Casa Lis fue el primer destino, un palacete modernista donde encontrarás el Museo de Art Nouveau y Art Déco de la ciudad, con una colección modernista impresionante ambientada en un edificio que te transporta en el tiempo a principios de 1900.  Después tocaba visitar La Catedral, que la verdad poco o mucho se puede decir, ya que lo mejor es verla personalmente.

PabloD Gourmet - Tapas 2.0 GastrotapasPara almorzar, la elección fue Tapas 2.0 Gastrotasca, en la C/ Felipe Espino nº 10, al lado de la Calle Rua Mayor y de la Diputación de Salamanca.  Abierto desde finales de Diciembre de 2011, ofrece una versión diferente del tapeo de la ciudad, por lo que era un lugar atractivo para comer distinto de los restaurantes y bares de la Rua Mayor más enfocados al turismo más que a los foráneos.

La elección para comer fueron las tapas MacMontero 2010, Muslito de pollo con tempura de patatas fritas, Morcilla glaseada con foie (buenísimo) y un Burrito de Otoño 2011 acompañado esta vez por un refresco aunque según me comentaron tenían una gran selección de vinos.  Pero todo esto y más lo dejo por ahora ya que se merece un artículo propio.

Después de tan suculenta comida había que continuar la visita, pero nada mejor que primero tomar un café con un helado artesano en uno de los bares de La Plaza Mayor, de los que después de ver unos y otros, no destaco ninguno, ya que estaban todos enfocados al turismo.

Y ahora ya si que tocó seguir con la visita al caso antiguo de la ciudad, un largo recorrido, muchas fotos y una tarde muy apacible, que al no tratarse este reportaje sobre viajes y turismo, omitiré mis impresiones, pero que te recomiendo realizar personalmente ya que vale la pena recorrer las calles, ver y visitar los magníficos edificios, sabiendo que el pasar de los siglos de historia que han visto y de personalidades que han recorrido esas calles.

PabloD Gourmet - Casino de Salamanca

Para cenar, lo mejor fue quedarse en el restaurante del Hotel Casino del Tormes, para así no tener ninguna prisa, y así fue, dado que la cena se eternizó más de lo esperado.  Como aperitivo, para abrir el apetito, sirvieron aceite Oleo de Padua con pan, algo básico pero que sirvió para conocer este aceite (del que no pude comprar ninguna botella para algún maridaje, pero que espero encontrar en la próxima ocasión que vuelva), luego la elección fue Carrillera Morucha y Hamburguesa de Ciervo acompañado de un vino tinto Viña Alberdi selección especial de 2001 (un vino con crianza riojano monovarietal tempranillo ideal con los platos elegidos) y de postre un surtido “casino”.

Después de un reparador sueño y de todo el día anterior, de no parar ni un momento, toca dar otro paseo por la ciudad para ver los últimos detalles pendientes de la lista inicial, y para despedirme de esta ciudad, a la que espero volver pronto; no sólo para seguir visitando más palacios y monumentos sino para degustar su gastronomía y vinos.

PabloD Gourmet - La rana de SalamancaAsí que tocó buscar la famosa rana de la portada de la Universidad, uno de los símbolos de la ciudad por su leyenda que se remonta varios siglos.  Según cuenta la leyenda “cuando un estudiante se matriculaba en la Universidad, si traspasaba la puerta sin haber localizado sin ayuda a la Rana no conseguiría acabar su carrera” y con el tiempo se ha transformado en “si no encuentras la rana en la portada de la Universidad sin ayuda, el destino te volverá a traer a la ciudad para encontrar la rana”; y aunque he encontrado la rana, pero no he encontrado el astronauta, tendré que volver para mirar detenidamente la portada de la Catedral hasta encontrarlo.

.

.


.

Anuncios
 
13 comentarios

Publicado por en 09/11/2011 en Comiendo en ...

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

13 Respuestas a “Comiendo en Salamanca

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: